...

Educar y Brillar

Educación Holística

La finalidad de la educación es aprender a ser felices

¿Qué sentido tiene tener muchos conocimientos conceptuales si no hemos aprendido a ser felices?

En esta ocasión me gustaría compartir con todos vosotros un documental que, a mí personalmente, siempre “me toca la fibra sensible”. Se trata de un interesante y emotivo documental en el que el profesor japonés Toshiro Kanamori ejemplifica un tipo de práctica educativa que, además de nutrir la dimensión cognitiva propia de la educación tradicional, también permite alimentar la dimensión afectiva de los niños. Este planteamiento educativo promueve el desarrollo del autoconocimiento de los estudiantes así como aprender a respetarse a sí mismos y a los demás. ¡¡Lo recomiendo encarecidamente!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿En qué puedo ayudarte?